Maza Márquez

Redacción: Zonacero

El general (r) Miguel Alfredo Maza Márquez deberá permanecer sometido en la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), luego de que la Sala de Definición de esa justicia transicional negó la renuncia presentada por el exoficial.

Maza pretendía echar atrás su sometimiento a la JEP y quedar solo en manos de la Corte Suprema de Justicia, pero los magistrados consideraron que “no puede retirarse cuando le parezca conveniente”.

El exdirector del DAS había hecho la solicitud luego de que la JEP no admitiera su proceso por el crimen de Luis Carlos Galán (por el que está condenado a 30 años de prisión).

Para Maza, esa decisión proferida hace dos años le hacía perder total interés en continuar vinculado con el Tribunal de Paz, y lo llevaba a dejar de lado su colaboración sobre sus nexos con grupos paramilitares, delito que sí quedó en manos de la JEP y en el que es investigado por victimizaciones sufridas por la Unión Patriótica.

Los magistrados concluyeron rechazar su petición, argumentando que por su condición de exintegrante de la Fuerza Pública es un compareciente forzoso y obligatorio ante la JEP luego de someterse, por lo que no puede sencillamente retirarse cuando le parezca conveniente.

“Este magistrado le recuerda al compareciente que las expectativas de verdad y de reparación que tienen las víctimas que acompañan la instrucción del Caso 006 (Unión Patriótica) no pueden resultar defraudadas como consecuencia de su conveniente desinterés”, informó La W.

Además, le recordaron que en sus aportes tempranos ante la Sala de Definición ha dejado entrever sus compromisos con la verdad, con miras a obtener la libertad condicionada.

El general (r) Miguel Alfredo Maza Márquez deberá permanecer sometido en la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), luego de que la Sala de Definición de esa justicia transicional negó la renuncia presentada por el exoficial.

Maza pretendía echar atrás su sometimiento a la JEP y quedar solo en manos de la Corte Suprema de Justicia, pero los magistrados consideraron que “no puede retirarse cuando le parezca conveniente”.

El exdirector del DAS había hecho la solicitud luego de que la JEP no admitiera su proceso por el crimen de Luis Carlos Galán (por el que está condenado a 30 años de prisión).

Para Maza, esa decisión proferida hace dos años le hacía perder total interés en continuar vinculado con el Tribunal de Paz, y lo llevaba a dejar de lado su colaboración sobre sus nexos con grupos paramilitares, delito que sí quedó en manos de la JEP y en el que es investigado por victimizaciones sufridas por la Unión Patriótica.

Los magistrados concluyeron rechazar su petición, argumentando que por su condición de exintegrante de la Fuerza Pública es un compareciente forzoso y obligatorio ante la JEP luego de someterse, por lo que no puede sencillamente retirarse cuando le parezca conveniente.

“Este magistrado le recuerda al compareciente que las expectativas de verdad y de reparación que tienen las víctimas que acompañan la instrucción del Caso 006 (Unión Patriótica) no pueden resultar defraudadas como consecuencia de su conveniente desinterés”, informó La W.

Además, le recordaron que en sus aportes tempranos ante la Sala de Definición ha dejado entrever sus compromisos con la verdad, con miras a obtener la libertad condicionada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *