MinTranposrte

Redacción: La Libertad

En varios espacios y momentos hemos manifestado que desde el Ministerio de Transporte respetamos el derecho constitucional que tienen todos los ciudadanos a la protesta social, siempre y cuando se realice de manera pacífica.

Por eso, rechazamos los hechos de vandalismo que han afectado a los usuarios, empleados e infraestructura de los diferentes Sistemas Integrados de Transporte Masivo (SITM), como Transmilenio en Bogotá, MIO en Cali, Megabús en Pereira y Metrolínea en Bucaramanga.Los ataques a buses, estaciones y portales han puesto en peligro la vida de los usuarios y colaboradores de los sistemas, y constituyen una violación al derecho a la libre movilidad. Además, su infraestructura es de todos los ciudadanos, es un patrimonio de las ciudades, construido con esfuerzo y compromiso en un trabajo conjunto entre la Nación y cada uno de los municipios.

Su afectación también trae perjuicios económicos para los sistemas, que incluye la reconstrucción de lo dañado y la no operación de infraestructura no apta para ser utilizada por razones de seguridad de los ciudadanos.La ministra de Transporte, Ángela María Orozco, hizo un llamado a la ciudadanía para que “en medio de las manifestaciones, cuiden los bienes públicos y protesten pacíficamente, sin afectar el servicio y la infraestructura de los sistemas.

Recordemos que los SITM son importantes para quienes, en medio de la pandemia, deben salir a cumplir sus labores”.La funcionaria también invitó a los ciudadanos a que no bloqueen las vías y carriles exclusivos por donde transitan los buses, ya que perjudican a los usuarios y ciudadanos al causar demoras e imposibilidad de prestar el servicio esencial de transporte público.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.